El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, y los gobernadores de Morelos, Graco Ramírez y Nuevo León, Rodrigo Medina, se pronunciaron a favor de la iniciativa de reforma presidencial para crear el Mando Único Policial.

Al iniciar las audiencias públicas en materia de seguridad y justicia, organizada por el Senado, destacaron la necesidad de fortalecer la coordinación policial, controles de confianza y estímulos a los uniformados.

En la sede del Senado, Mancera dijo que el modelo del Mando Único es el que se aplica en la Ciudad de México, el cual permite conocer los niveles de capacitación, equipamiento, planeación y respuesta eficaz a los ciudadanos.

Contar con una unificación y una sola línea de acción, permite la capacitación, equipamiento uniforme y la planeación operativa , áfirmó el jefe del gobierno capitalino.

Si el esfuerzo va acompañado de una buena planeación, equipamiento, capacitación y de la respuesta a la ciudadanía, puede ser un momento de un antes y un después para México, para todo el país , expuso.

Mancera sugirió a los senadores que en el marco de la Reforma Política del Distrito Federal, no cambie el modelo actual de Policía en la capital y afirmó que la iniciativa del jefe del Ejecutivo federal, permitirá combatir de manera más eficaz a la delincuencia.

No obstante, resaltó que en la Ciudad de México, por su posición geográfica y gran población puede ser (para los delincuentes) un punto de tránsito y para ocultarse .

Por su parte, Rodrigo Medina respaldó la iniciativa presidencial y dijo que el combate a la delincuencia requiere de la voluntad del gobierno en turno, coordinación entre municipios y estados, mecanismos de control de confianza y estímulos para los buenos policías.

Es muy importante que nos aseguremos de depurar las corporaciones, para poder lograr el mando unificado, es decir, con qué contamos, si vamos a combatir al enemigo, con cuántos policías buenos, cuáles son los que funcionan, prefiero tener 10 que sean buenos y no mil malos , enfatizó.

El gobernador de Nuevo León se pronunció por h acer a un lado las visiones partidistas y concentrarse en restituir la paz y la seguridad que exigen los mexicanos.

En tanto, Graco Ramírez Abreu indicó que es momento de cambiar la estrategia de seguridad en el país y pidió que el Ejército regrese a los cuarteles y deje de hacer tareas de policía, porque ha provocado un desgaste progresivo de las fuerzas armadas .

Tenemos que cambiar ese paradigma urgentemente porque esa es la parte de la crisis del Estado mexicano, una progresiva militarización de facto, que lastima a las fuerzas armadas y que genera muchos conflictos en varias regiones del país , consideró.

Se pronunció a favor de construir 32 mandos únicos policiales en los estados y el Distrito Federal, para reducir los actuales índices de inseguridad y rechazó que haya focos rojos en materia de crimen en Morelos.

Construyamos 32 policías, que den la cara, 32 responsables de la gobernabilidad del país, que somos los gobernadores y el jefe de Gobierno del Distrito Federal y que haya claridad, pues es una responsabilidad indivisible , expresó.

mrc