El gobierno de México extraditó a Estados Unidos a los colombianos Mauricio Fina-Restrepo, alias "Gaviota", y Harold Mauricio Poveda Ortega, "El conejo", considerados los mayores proveedores de cocaína a la organización criminal de los hermanos Beltrán Leyva.

La Procuraduría General de la República (PGR) informó en un comunicado que el traslado se realizó este viernes en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, donde la Policía Ministerial entregó a los reclamados a elementos del servicio del US Marshals del gobierno norteamericano.

Fina-Restrepo enfrentará cargos ante la Corte Federal de Distrito para el Distrito Este de Nueva York, ya que formaba parte de una organización dedicada al tráfico de estupefacientes que trasladaba grandes cantidades de cocaína de Colombia a México para ser enviadas a Estados Unidos.

Este sujeto permaneció en el Reclusorio Norte desde el 7 de septiembre de 2011, fecha en que elementos de la Policía Federal Ministerial cumplimentaron una orden de detención con fines de extradición.

Por su parte Poveda Ortega será procesado ante la Corte Federal de Distrito para el Distrito Norte de Texas por los delitos de asociación delictuosa y contra la salud y ante la Corte Este de Nueva York por delincuencia organizada y delitos contra la salud.

De acuerdo con las investigaciones esta persona se desempeñó como líder de una organización delictiva de tráfico de estupefacientes colombiana que operaba en Estados Unidos y México.

Poveda permaneció en el Reclusorio Oriente desde el 2 de febrero de 2011, fecha en que se cumplimentó una orden de detención provisional con fines de extradición girada por un juez de distrito.

Una vez agotadas las etapas de los procedimientos de extradición quedaron firmes y ejecutables al terminar los recursos legales a los que los extraditables tenían derecho, por lo que fueron entregados a autoridades norteamericanas para ser puestos a disposición de las cortes que los reclaman.

MIF