El mexicano Alberto Benjamín Arellano Félix, quien fue el líder del cartel de Tijuana en su edad de oro en los años '90, escuchará este lunes su sentencia en una corte federal en San Diego (sur de California), por traficar toneladas de estupefacientes a Estados Unidos.

Arellano Félix, de 60 años, comparecerá ante el juez Larry Burns a las 09H30 locales (16H30 GMT), para ser sentenciado a un máximo de 25 años de prisión.

En un acuerdo con la fiscalía el 4 de enero de este año, el ex capo mafia se declaró culpable de lavado de dinero y asociación para delinquir. El juez le fijó ese día una multa de 100 millones de dólares.

"Arellano Félix dirigió la organización criminal más violenta en esta parte del mundo durante dos décadas", dijo entonces la fiscal federal del Distrito Sur de California, Laura Duffy.

La declaración de culpabilidad marca el fin de su reinado de muerte, tortura y corrupción, y envía un mensaje claro a los líderes narcotraficantes que operan hoy en México", agregó.

Alberto Benjamín Arellano Félix, alias "El Señor" y uno de los caudillos del narcotráfico más poderosos de los años '90, era el líder del cartel de Tijuana y logró introducir toneladas de droga mexicana y colombiana a Estados Unidos.

La sangrienta organización criminal de los hermanos Arellano Félix, que hasta hace pocos años dominaba el trasiego de cocaína, marihuana y otras sustancias por la frontera entre California y México, inspiró el filme de Steven Soderbergh "Traffic".

Arellano Félix fue detenido en México 2002 y extraditado a Estados Unidos en abril del año pasado.

Actualmente, el cartel de Tijuana -o Cártel Arellano Félix (CAF)- es una de las siete mayores organizaciones criminales que actúan en México, pero en los últimos años se ha debilitado por la detención de varios de los hermanos que conforman el clan.

México está inmerso en una escalada de violencia por las disputas entre carteles de la droga y la ofensiva militar contra el crimen organizado que en los últimos cinco años han dejado 50.000 muertos.

RDS