Las acciones de Wall Street cerraron casi estables el martes, tras una sesión en que una nueva baja de los precios del crudo golpeó a los títulos de las compañías del sector energético y en la que datos mostraron una desaceleración del crecimiento económico de China, que estuvo en línea con las previsiones.

Según cifras preliminares de cierre, el promedio industrial Dow Jones ganó 27.94 puntos, o 0.17%, a 16,016.02 unidades, mientras que el índice S&P 500 subió 1.00 punto, o 0.05%, a 1,881.33 unidades. En tanto, el Nasdaq Composite cayó 11.47 puntos, o 0.26%, a 4,476.95 unidades.

NOTICIA: WTI cae a 28.46 dólares por presiones de Irán

El descenso de los precios del petróleo referencial estadounidense arrastró a las acciones del sector insumos básicos así como al sector energía del S&P, que cayó un 2,17 por ciento.

El petróleo en mínimos de 12 años está avivando temores a mayores pérdidas en Wall Street para las compañías energéticas y la posibilidad de que algunas empresas podrían tener problemas para pagar sus deudas. Esto ha diezmado al sector, ayudando a que el S&P 500 acumule un descenso del 8.00% desde que comenzó el año.

El crecimiento de China en 2015 fue el menor en 25 años pero estuvo en línea con las estimaciones previas. Eso avivó esperanzas de que el Gobierno chino podría amortiguar la desaceleración con más políticas de estímulo, pero no fue suficiente para satisfacer a los inversores.

Al final de una sesión volátil, un repunte de último momento dejó al S&P 500 con un alza del 0.05%, apenas por encima de un mínimo de 52 semanas que tocó el viernes.

Tras el cierre de la sesión, las acciones de Netflix se dispararon 8.00% después de que el servicio de transmisión online de video reportó un crecimiento en el número de suscriptores mayor al esperado.

NOTICIA: Acciones de Netflix superan los 110 dólares en Nueva York

Las acciones de Exxon Mobil bajaron 1.52% y fueron el mayor lastre del S&P 500. Las de Chevron perdieron 2.58 por ciento.

Las acciones de Bank of America cayeron 1.50% pese a que el banco superó los pronósticos con sus utilidades del cuarto trimestre.

frm