Wall Street cerró nuevamente en un nivel récord el lunes, porque la confianza de los inversionistas se vio impulsada por positivos datos de China y una distensión comercial entre las dos economías más grandes del mundo.

El Promedio Industrial Dow Jones superó su récord de cierre de noviembre, mientras que el S&P 500 y el NASDAQ terminaron la rueda en máximos históricos por tercera sesión consecutiva.

El anuncio del viernes sobre un acuerdo comercial preliminar entre Washington y Pekín ha elevado las perspectivas para la economía global, según varios analistas. Aunque se espera que el crecimiento en China continúe moderándose, las últimas informaciones comerciales mejoraron las perspectivas económicas del país.

Al aumentar el optimismo en el mercado, datos económicos mostraron un repunte de la producción industrial y un crecimiento de las ventas minoristas en China en noviembre, lo que aumentó el optimismo tras el anuncio del acuerdo comercial alcanzado entre ambas partes el viernes.

Las acciones de Apple Inc, una de las multinacionales más beneficiadas con el pacto, subieron 1.7% y fueron el mayor impulso para el S&P 500 y el NASDAQ.

La política monetaria expansiva de la Reserva Federal durante este año y datos económicos alentadores también han ayudado a impulsar las acciones de Wall Street a niveles récord. El índice de referencia S&P 500 ha subido más de un 27% en el 2019 y está en camino de obtener su mayor ganancia porcentual anual en seis años.

El Dow Jones subió 0.36%, a 28,235.89 unidades, mientras que el S&P 500 ganó 0.71%, a 3,191.45 unidades. El NASDAQ Composite , en tanto, sumó 0.91%, a 8,814.23 unidades.

Europa, también en máximos

Las acciones europeas subieron el lunes a máximos históricos, tras una cuarta sesión consecutiva de alzas, ya que un acuerdo preliminar entre Estados Unidos y China ayudó a prolongar el repunte después de la victoria electoral del Partido Conservador británico.

El FTSE 100 de Londres avanzó un 2.25%, liderando las ganancias entre los índices nacionales, ya que los inversores tomaron el triunfo electoral del primer ministro británico, Boris Johnson, de la semana pasada como una señal de compra en un mercado que se rezagó ante las preocupaciones sobre el Brexit.

Las acciones de empresas que obtienen gran parte de sus ingresos en dólares como British American Tobacco, Glencore y BHP subieron entre 3% y 5 por ciento.

Los bancos expuestos a las incertidumbres del Brexit, incluidos Royal Bank of Scotland y Barclays, también subieron.

El alza en Londres, junto con el optimismo general sobre el acuerdo comercial entre Estados Unidos y China, llevaron al índice STOXX 600 a un récord. El indicador subió 1.4% a 417.75 puntos.

El DAX de Alemania se rezagó respecto de sus pares europeos por la debilidad del fabricante de automóviles Volkswagen.

La Bolsa Mexicana de Valores ganó 0.23%, por lo que su principal indicador, el Índice de Precios y Cotizaciones, cerró en 44,356.22 puntos.