Las caídas de acciones de tecnología y de compañías industriales arrastraban a Wall Street en el primer día de negociación del segundo semestre, porque el riesgo de que escale una guerra arancelaria entre Washington y sus socios comerciales continuó pesando sobre la confianza.

Las acciones de las empresas estadounidenses sensibles al comercio exterior caían. Las de Boeing y Caterpillar perdían más de un 1.5% y las de los fabricantes de semiconductores retrocedían al igual que los títulos de empresas chinas que cotizan en Estados Unidos.

El índice de acciones líderes de Shanghái cayó casi un 3% en la sesión, antes de que el 6 de julio entren en vigor aranceles estadounidenses a productos chinos por 34,000 millones de dólares, lo que abre la puerta a una respuesta proporcional de Pekín.

El temor a una guerra comercial también se vio agravado por la amenaza de la Unión Europea de imponer aranceles a Estados Unidos por casi 300,000 millones de dólares en represalia.

Las acciones mundiales también sentían el impacto de una amenaza a la coalición gobernante de la canciller alemana Angela Merkel, mientras que el peso mexicano se mostraba voluble tras la victoria electoral de Andrés Manuel López Obrador, que traerá un gobierno de izquierda en un momento de tensas relaciones con Estados Unidos.

"No hay muchas buenas noticias para los mercados al comenzar la semana", dijo Scott Brown, economista jefe de Raymond James.

El Promedio Industrial Dow Jones caía 182.28 puntos, o un 0.75%, a 24,089.13 unidades, mientras que el índice amplio S&P 500 retrocedía 15.76 puntos, o un 0.58%, a 2,702.61 unidades. El Nasdaq bajaba 42.64 puntos, o un 0.57%, a 7,467.67 unidades.

erp