NUEVA YORK.- Las acciones estadounidenses caían con fuerza el martes, por el temor a que un paquete de rescate financiero para Grecia no sea suficiente para impedir que una crisis de deuda soberana se propague a otros países de la eurozona.

Los principales índices de Wall Street caían más de 2%, reflejando el temor en los mercados financieros a que la crisis en Europa se pueda descarrilar y se vuelva mundial.

Las acciones en Europa cayeron 3%, el euro estaba en mínimos de un año frente al dólar y el precio de las materias primas se hundía.

Las acciones tecnológicas, las principales ganadoras durante el 2010, eran las que más sentían la presión. El índice de fabricantes de semiconductores PHLX bajaba casi 5% y a media sesión, el Nasdaq, un referente de la tecnología, bajaba 3 por ciento.

"Ante la falta de un tono firme del euro preocupa que el paquete (de rescate financiero a Grecia) no vaya a resolver el problema", dijo Nick Kalivas, analista de índices accionarios de MF Global.

"El mercado accionario ha tenido un alza impresionante por buenas noticias en un ambiente de bajas tasas (de interés), y básicamente no puede sostener los máximos", dijo Kalivas. "Esto está provocando una toma de ganancias", añadió.

Una huelga de empleados públicos en Grecia desafiaba la voluntad de Atenas para imponer medidas de austeridad, como parte de un acuerdo de rescate con la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional, lo que provocaba dudas sobre la capacidad del gobierno griego para recortar su gasto.

El promedio industrial Dow Jones bajaba 219.32 puntos, o 1.97%, a 10,932.51 unidades. El índice Standard & Poor's 500 perdía 26.59 puntos, o 2.21%, a 1,175.67 unidades.

El índice tecnológico Nasdaq Composite retrocedía 73.94 puntos, o 2.96%, a 2,424.8 unidades.

Las acciones energéticas encabezaban la baja del índice S&P, por un retroceso de los precios de los futuros del petróleo de más de 3 dólares a 83.35 dólares por barril.

Los títulos de Chevron bajaban 2.7% a 80.6 dólares y el índice de energía de S&P perdía 2.3 por ciento.

Aún así, la baja del día no había roto aún el soporte técnico de corto plazo de 1,181 puntos del S&P 500.

Datos alentadores de pedidos de manufacturas y ventas de viviendas en Estados Unidos no alcanzaban para dar algo de apoyo al mercado.