El petróleo subió el jueves influido por perturbaciones en un oleoducto de Escocia y el temor a que Estados Unidos se desvincule de un acuerdo sobre los planes nucleares de Irán.

El barril de Brent para entrega en julio terminó en Londres a 73,62 dólares al ganar 26 centavos en la jornada.

En la bolsa mercantil de Nueva York (Nymex) el barril de "light sweet crude" (WTI) junio subió 50 centavos a 68,43 dólares.

"Las perturbaciones en un oleoducto de Escocia y la atenuación de pérdidas en Wall Street dieron impulso al mercado" que terminó en alza tras haber pasado buena parte de la jornada a la baja, dijo Phil Flynn de Price Futures Group.

Indicó que el problema en Escocia no parece grave pero agregó que "en un mercado dominado por una elevada demanda el menor incidente en la oferta tiene consecuencias en los precios".

Asimismo los mercados están nerviosos porque se acerca el 12 de mayo; día en que Estados Unidos deberá decidir si se mantiene dentro del acuerdo alcanzado en 2015 con Irán sobre su programa nuclear y que permitió que se le levantaran las sanciones en su contra.

Irán, miembro de la Opep, dijo este jueves que se apartará del acuerdo si Estados Unidos decide retirarse.