Las cotizaciones del petróleo subieron el martes en Nueva York, en un mercado sin decisión que aprovechó las buenas cifras del PIB en Estados Unidos.

El precio del barril West Texas Intermediate (WTI) para entrega en febrero ganó 1.86 dólares en el New York Mercantile Exchange (Nymex) a 57.12 dólares.

El barril de Brent del mar del Norte para entrega en febrero terminó en 61.69 dólares en el Intercontinental Exchange (ICE) de Londres, en alza de 1.58 dólares con relación al cierre del lunes.

"El PIB estadounidense aportó un soporte al mercado" ya que deja esperar un alza de la demanda, destacó John Kilduff de Again Capital. Pero "el alza se debe sobre todo a inversores que apuestan a un rebote técnico tras las bajas de las últimas semanas".

La caída del crudo, que perdió casi la mitad de su valor desde mediados de junio, se acentuó tras la decisión de la OPEP de mantener su volumen de producción a fines de noviembre.

"No es de interés de los productores de la OPEP reducir su producción, sea cual sea el precio (...). Aunque descienda a 20, 40, 50 o 60 dólares, no es pertinente" reducir la oferta, dijo el ministro Saudita del Petróleo, Ali al-Nuaimi en una entrevista a la revista especializada Middle East Economic Survey (MEES) publicada el lunes.

Las declaraciones no afectaron a los precios, sostenidos por un anuncio de Libia sobre una baja de su oferta de crudo por combates en las regiones productoras.

JSO