El petróleo cerró la jornada de este lunes en leve baja al permanecer bajo la presión de las reservas estadounidenses que están en niveles récord.

El barril de "light sweet crude" (WTI) para entrega en abril perdió nueve centavos hasta los 48.40 dólares en el mercado de Nueva York.

Los precios del petróleo se estabilizaban el lunes al cierre de las operaciones en Europa pero seguían cerca de sus valores más bajos desde diciembre por la preocupación sobre la elevada producción estadounidense.

Hacia las 17:00 GMT el barril de Brent de Mar del Norte para entrega en mayo valía 51.40 dólares en el Intercontinental Exchange (ICE) de Londres, tres centavos más que el viernes al cierre.

"Esto no es una sorpresa. Se mantiene la misma tendencia", dijo Bob Yawger de la firma Mizuho Securities USA.

El anuncio del miércoles de un nuevo aumento de las reservas estadounidenses de crudo dieron la señal de partida a una caída de precios. Al cabo de la semana, el petróleo perdió 9% en Nueva York.

"La cantidad de la oferta de petróleo en Estados Unidos sigue pesando sobre los precios", reiteró John Kilduff de Again Capital.

La producción estadounidense está en alza y supera los 9 millones de barriles por día impulsada por la reanudación de la extracción de petróleo de esquisto.

Además, la cantidad de pozos activos lleva ocho semanas consecutivas en alza.

"La presión urgente por vender en la semana pasada está llevando a precios débiles y es el momento en el que empieza la cacería de buenos negocios", dijo Tim Evans analista de Citi en una nota.

Una parte de los esfuerzos de reducción de la oferta que inició en enero la Opep puede quedar comprometida si Estados Unidos mantiene tanta reserva y producción.

Por ellos es que varios analistas se preguntan si la Opep continuará con su acuerdo más allá de los seis meses iniciales que comenzaron en enero.

"Es necesario que lleguen a un plan de extensión del actual acuerdo",comentó Bob Yawger.

erp/abr