El petróleo bajó en Nueva York el miércoles tras el inesperado aumento de las reservas de Estados Unidos.

El barril de light sweet crude (WTI) para diciembre cedió 29 centavos y cerró en 52.18 dólares en el New York Mercantile Exchange.

En Londres el barril de Brent para diciembre subió 11 centavos a 58.44 dólares.

"Los analistas anticipaban una caída de las reservas de petróleo crudo. Lógicamente, un alza hace caer los precios", dijo James Williams de WTRG Economics.

En la pasada semana, stocks de crudo de Estados Unidos tuvieron un aumento de 900,000 barriles cuando analistas del mercado esperaban una disminución de 3 millones.

Las reservas de gasolina tuvieron una caída de 5.5 millones de barriles contra la previsión de los analistas de un aumento de 1.7 millones.

"A esta altura del año las refinerías suelen cerrar para tareas de mantenimiento. Eso es lo que explica el aumento de las reservas de crudo y la baja de las de gasolina", dijo Williams.

abr