La desarrolladora industrial Corporación Inmobiliaria Vesta se estrenó hoy en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), al iniciar su cotización accionaria con una ganancia de 3.95% respecto a su precio de salida.

A una hora del inicio de la jornada accionaria, la nueva emisora se cotizaba en 19.75 pesos por acción, un incremento de 0.75 unidades sobre su precio de arranque de 19.00 pesos. Se operaba un volumen de 235,520 títulos de esta empresa por un monto de 4.5 millones de pesos, correspondientes a 16 operaciones.

Vesta hizo una oferta pública mixta de acciones, consistente en una oferta primaria de suscripción por hasta 101.1 millones de acciones, y una oferta secundaria de venta por hasta 37.8 millones de títulos, por un monto total de 2,297.4 millones de pesos sin considerar la opción de sobreasignación, o 2,642 millones de pesos con dicha iniciativa.

Esta operación se complementó con una oferta internacional por un monto de 1,069.6 millones de pesos sin sobre-asignación, aunque con esta opción el monto ascendió a 1,230 millones de pesos. De esta manera, Vesta hizo una oferta global por hasta 3,872.1 millones de pesos.

Esta emisora es la segunda empresa que entra al mercado accionario mexicano en lo que va de este año, después del ingreso de la petroquímica Alpek en febrero pasado, en una buena racha para la BMV, en medio de la turbulencia internacional.

Vesta esta es una empresa mexicana constituida en 1998 que se convirtió en una de las principales desarrolladoras industriales en México. Cuenta con más de un millón de metros cuadrados en plantas industriales y centros de distribución en 11 diferentes estados del país.

RDS