Los contratos para comprar casas usadas en Estados Unidos cayeron inesperadamente en diciembre luego de tres meses de avances, dijo este lunes un grupo de la industria, pero la recuperación del mercado inmobiliario permanece intacta.

La Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por su sigla en inglés) dijo que su índice sobre las ventas pendientes, basado en contratos firmados en diciembre, cayó 4.3% a 101.7.

Economistas consultados por Reuters esperaban un alza de 0.3%, tras un avance previamente reportado de 1.7% en noviembre.

La caída en los contratos, que la NAR atribuyó a la reducción en el inventario de casas, sugiere que las reventas podrían volver a caer en enero tras un descenso en diciembre.

La limitación de la oferta parece ser el principal factor que contuvo la firma de contratos en el mes pasado", afirmó el economista jefe de la NAR Lawrence Yun. "La oferta de casas con un costo menor a 100,000 (dólares) es escasa en buena parte del país, de modo que los nuevos compradores tienen menos opciones", agregó.

Aun así, el mercado inmobiliario continúa siendo el punto brillante de la economía y se espera que haga un aporte interesante al crecimiento económico en general este año. Las ventas pendientes de casas usadas subieron 6.9% en los 12 meses hasta diciembre.

La NAR espera que las ventas de casas usadas suban 9% este año tras un avance similar en el 2012.

Los contratos de reventa de casas bajaron en tres de las cuatro regiones del país el mes pasado, pero aumentaron en la región central de Estados Unidos.

ros