La gigante minorista Wal-Mart de México (Walmex) reportó el miércoles que sus ganancias cayeron un 41% a 7,960 millones de pesos (401 millones de dólares) en el segundo trimestre.

Walmex, controlada por el gigante estadounidense Wal-Mart Stores Inc., reportó el miércoles ingresos totales de 146,667 millones de pesos (7,380 millones de dólares) en el periodo, frente a los 146,065 millones esperados por analistas en un sondeo de Reuters, lo que representó una alza de 8.1% interanual.

Las ventas iguales en México se expandieron 6.5%, a pesar del desfase del periodo de asueto de Semana Santa, que en 2017 ocurrió en el primer trimestre, mientras que en Centroamérica crecieron más lento de lo esperado ante un escenario desafiante, dijo la compañía.

Analistas habían anticipado que la firma se beneficiaría en el periodo de un sólido consumo impulsado por el Mundial de fútbol y los comicios presidenciales de México.

En una llamada con analistas, la directora de Finanzas de Walmex, Olga González, dijo que el consumo en la región se está desacelerando por mayores tasas de interés y un alza en la inflación, pero que pese a ello ha mantenido un crecimiento mayor al de la industria.

Su flujo operativo (EBITDA) aumentó 8.3%, mientras que sus ganancias cayeron 41% en el periodo, debido a una difícil comparación con el mismo trimestre de 2017 cuando registró un beneficio extraordinario por la venta de sus tiendas de ropa.