Las acciones de Uber caían 3.34% el jueves por la tarde, luego del cierre de operaciones del mercado en Wall Street tras dar cuenta de una pérdida por 1,800 millones de dólares en el segundo trimestre del 2020, e ingresos en caída libre a causa de la pandemia causada por el Covid-19.

La pérdida neta por acción de la plataforma de alquiler de automóviles con chofer se ubicó en 1.02 dólares frente a 86 dólares esperados por los analistas. La facturación por su parte cayó 29% por efecto de la pandemia.

Por primera vez, los ingresos de su negocio de entrega de comida Uber Eats superaron a los de transporte y todos sus  demás segmentos, ya que la compañía se apoya fuertemente en su negocio Uber Eats para compensar la recesión causada por el coronavirus.

Durante el segundo trimestre del 2020, Uber anunció un acuerdo por 2,650 millones de dólares para adquirir el servicio de la competencia Postmates y cerró un acuerdo para Cornershop, servicio de entrega de alimentos y abarrotes  en América Latina.

Uber también recortó miles de puestos de trabajo este año en un intento por reducir los gastos generales.

Los ingresos por fletes también aumentaron en 27% a 211 millones de dólares en el trimestre a medida que aumenta la intermediación de fletes de Uber.

El negocio Advanced Technologies Group, que está desarrollando automóviles autónomos, reportó ingresos por primera vez por un total de 25 millones de dólares.