En la apertura de los mercados asiáticos, el peso, en operaciones electrónicas, tocó las 20.04 unidades por dólar, equivalente a una depreciación de la moneda mexicana de 0.89% o de 17.75 centavos frente al dólar estadounidense, comparado con el cierre previo del Banco de México.

La volatilidad de las bolsas afectó la cotización de la moneda mexicana que regresó a un nivel de 19.9886 unidades por billete verde.

El viernes en operaciones, el Banxico cerró el tipo de cambio peso-dólar en un nivel de 19.8695 unidades por dólar.

En la cumbre del G7 este fin de semana en Francia, el presidente de Estados Unidos Donald Trump generó cierta confusión al indicar que podría haber tenido una actitud diferente sobre los aranceles que ha impuesto a China. La Casa Blanca aclaró el domingo que esos comentarios se referían a que podría haber subido incluso más los gravámenes para las importaciones chinas.

Yen escala ante guerra comercial entre EU y China

El yen trepaba el lunes 26 de agosto mientras los inversionistas buscaban activos de refugio ante la escalada de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, que golpeó la confianza sobre el panorama de la economía mundial.

En tanto, el yuan se desplomaba en su cotización internacional presionado por las expectativas de una desaceleración más profunda en China, después de que las dos economías del mundo endurecían sus posiciones en la disputa comercial.

El franco suizo y el oro, dos activos considerados de refugio en tiempos de aversión al riesgo, cotizaban con alza en las primeras operaciones de Asia.

"Los especuladores entraron al mercado muy temprano y pusieron una fuerte presión sobre el dólar/yen", dijo Yukio Ishizuki, estratega de monedas de Daiwa Securities en Tokio.

El yen subió a 104.46 unidades por dólar, su mayor nivel desde el "flash crash" de enero, antes de recortar levemente el avance a 104.70, un alza de más de 0.5 por ciento.

"El hecho de que el yuan offshore esté cayendo tanto muestra que los especuladores están un poco salvajes. La guerra comercial está conduciendo estos movimientos y no veo un final en el corto plazo", añadió.

Con información de Reuters.