La empresa española de telefonía móvil Telefónica podría analizar el ingreso a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), indicó el director financiero, Ángel Vilá.

En conferencia de prensa organizada por Morgan Stanley, destacó que la Oferta Pública de Valores (OPV) sería atractiva para los inversionistas. Con este movimiento, Telefónica podría captar fondos para seguir con el proceso de expansión y mantendría el control de la filial.

Además, la OPV facilitaría posibles operaciones corporativas, tal y como sucedió en Alemania.

El directivo Ángel Vilá insistió en que México es un mercado clave en el que Telefónica está creciendo y empieza a rentabilizar las inversiones realizadas.

Además, el marco regulador actual es más favorable ante el dominio que ha mantenido históricamente la empresa del magnate mexicano Carlos Slim, América Móvil (AMX).

La compañía española compite en el país con AMX de Carlos Slim, así como con AT&T, que se ha hecho fuerte con las adquisiciones de Iusacell y Nextel México.

Los ingresos de Telefónica en México aumentaron 13.3% (10.5% en moneda local) durante los nueve primeros meses del año hasta alcanzar 1,356 millones de euros. El beneficio operativo antes de depreciaciones y amortizaciones (OIBDA) se situó en el mismo periodo en 348 millones de euros, 52.3% más (48.5% más en moneda local).

Telefónica cerró septiembre con 24.87 millones de clientes, 12.5% más que a la conclusión del mismo mes del ejercicio anterior. De ellos, 23.4 millones de usuarios corresponden a la telefonía móvil.

Telefónica también tiene abierta la opción de una OPV para su filial británica en el caso de que no salga adelante la venta a Hutchison; sin embargo, la firma confía en que la operación culmine y se cierre en el segundo trimestre de 2016.