NUEVA YORK.- Los inventarios de crudo en Estados Unidos subieron inesperadamente la semana pasada por un aumento de las importaciones, aunque las reservas de gasolina cayeron ligeramente, según datos de la Administración de Información de Energía divulgados el miércoles.

Las existencias de crudo crecieron 2 millones de barriles en la semana al 18 de junio a 365.1 millones de barriles, dijo la EIA (según sus siglas en inglés).

Analistas sondeados por Reuters esperaban una reducción de 800,000 barriles en los inventarios de petróleo, pero subieronempujados por las importaciones, que crecieron en 414,000 barriles por día (bpd) a un promedio de 10.08 millones de bpd.

El procesamiento de crudo en las refinerías también creció, en unos modestos 77,000 bpd, a 15.19 millones de bpd, mostraron los datos de la EIA.

Los futuros de crudo en Estados Unidos frenaron pérdidas previas tras la difusión de los datos de la EIA.

La EIA reportó un incremento menor de los inventarios de crudo al aumento informado el martes por el grupo industrial Instituto Americano de Petróleo, que reveló un salto de 3.7 millones de barriles.

El crudo para entrega en agosto bajaba 1.83 dólares el barril, a 76.02 dólares a las 1455 GMT, después de caer más temprano hasta 75.17 dólares el barril.

"El aumento de crudo de la EIA fue menos bajista que el incremento del API, pero el dato de la EIA de gasolina y destilados parece ser alcista debido al crecimiento de la demanda", dijo Mark Waggoner, presidente de Excel Futures.

La demanda de gasolina estadounidense subió en las últimas cuatro semanas a 9.24 millones de bpd, un alza de 1.2% desde niveles de un año antes, dijo la EIA. La demanda de destilados ascendió 11.9% desde niveles del mismo periodo de un año antes.

La utilización de refinería escaló 1.5 puntos porcentuales al 89.4% de la capacidad, muy por encima de las expectativas de analistas de un incremento de 0.2 puntos porcentuales.

Los inventarios de crudo en Cushing, Oklahoma, que están cerca de niveles récord, disminuyeron 800.000 barriles a 36,8 millones de barriles.

En tanto, los inventarios de gasolina en Estados Unidos registraron una baja de 800,000 barriles, a 217.6 millones, frente al pronóstico de analistas de un declive de 100,000 barriles.

Las existencias de destilados crecieron en 300,000 barriles a 156.9 millones, según datos de la EIA, en contra de la previsión de analistas de un incremento de 1.3 millones.

El dato del API del martes que mostró un importante aumento en las existencias de crudo presionó a un fuerte retroceso a los futuros de petróleo antes de la publicación del reporte semanal de la EIA.