Los nuevos pedidos recibidos por las fábricas estadounidenses subieron 1.2% en abril, dijo el jueves el Departamento de Comercio, un dato que marcó una desaceleración frente al crecimiento registrado en marzo.

Analistas encuestados por Reuters esperaban un aumento de los pedidos fabriles de abril de 1.8% frente al alza de 1.7% de marzo.

Excluyendo transporte, las pedidos cayeron 0.5%, el primer declive en nueve meses.

En espera de más información...