El año pasado, inversionistas extranjeros sacaron del mercado accionario 6,245 millones de dólares. La salida de recursos se notó más en el cuarto trimestre con el retiro de 2,506 millones de dólares, según datos de la cuenta corriente de la balanza de pagos.

En tanto, empresarios mexicanos realizaron inversiones fuera del país por un total de 9,640 millones de dólares, monto menor a lo observado en el 2010, cuando fue por 13,569 millones de dólares.

Al dar a conocer las cifras de las cuentas externas del país en el 2011, el Banco de México explicó que los mercados financieros internacionales se vieron caracterizados por condiciones de volatilidad e incertidumbre.

Lo anterior, agregó, condujo a un aumento en la aversión al riesgo, lo cual tuvo un impacto significativo en los mercados de economías emergentes, afectando adversamente los flujos de capital.

Pese a ello, los extranjeros incrementaron su participación en el mercado de dinero en 36.8% respecto del 2010. Así, durante el año pasado la tenencia de valores gubernamentales en manos de foráneos fue de 31,651 millones de dólares, informó el Banco de México.

Y por otro lado, los residentes de la economía mexicana redujeron en 2,945 millones de dólares sus depósitos en el exterior cuando un año antes habían sacado del país 12,953 millones de dólares.

FINANCIAMIENTO HOLGADO

El Banco de México destacó que los sólidos fundamentos de la economía mexicana favorecieron la entrada de recursos del exterior suficientes para permitir un financiamiento holgado del déficit de la cuenta corriente de 8,789 millones de dólares.

El saldo negativo equivale a 0.8% del PIB, que de acuerdo con analistas de Bancomer es perfectamente financiable con la inversión extranjera directa total por 19,440 millones de dólares que captó nuestro país el año pasado.

Es un déficit muy reducido y sin riesgos y se espera que el saldo (cuenta corriente) se vaya ampliando con la recuperación de la demanda doméstica, destacaron.

En la cuenta de viajeros internacionales se registró un superávit de 3,893 millones de dólares. Ello como consecuencia de ingresos por 11,663 millones de dólares que representaron una baja de 0.8% a tasa anual.

Mientras que el gasto de mexicanos en el exterior ascendió a 7,770, representando un aumento de 6.7% respecto del 2010.

leonor.flores@eleconomista.mx