Las reservas de oro para fondos cotizados en bolsas (ETF, por su sigla en inglés) alcanzaron 19,200 millones de dólares, 400 toneladas de flujos netos en el 2019, un crecimiento anual de 14% que llevó a estas tenencias a su máximo histórico, según un reporte del Consejo Mundial del Oro.

Los fondos de América del Norte y de Europa lideraron casi todo el crecimiento. Los SPDR Gold Shares y los iShares Gold Trust de manera conjunta representaron casi la mitad de todos los flujos.

Los activos respaldados en oro bajo administración crecieron 37% en dólares estadounidenses durante el último año como resultado de una demanda positiva, combinada con un crecimiento de 18.4% de alza en la cotización del precio del metal precioso.

En el último trimestre del 2019, las tenencias de oro para ETF llegaron a un máximo de 2,900 toneladas.

América del Norte lideró los flujos netos en el 2019, adicionando 206 toneladas (10,100 millones de dólares y 14.4% de los activos respaldados en oro bajo administración en el 2019), bajo un contexto de crecientes tensiones geopolíticas y con la Reserva Federal cortando su tasa por primera vez en una década ante la incertidumbre en el mercado.

Los fondos europeos tuvieron un alza en sus tenencias de 188 toneladas (8,800 millones de dólares), y un alza de 13.6% en activos respaldados en oro bajo administración, impulsados principalmente por fondos con base en Reino Unido que agregaron 91 toneladas (4,100 millones de dólares) y 14.5% de activos respaldados en oro bajo administración, ante la incertidumbre por el Brexit.

Los fondos en Asia terminaron el año relativamente planos, pues bajaron 0.1 toneladas, a 12,000 millones de dólares y 0.3 de activos respaldados en oro bajo administración. Los fondos en otras regiones crecieron 16.3%, agregando 6.3 toneladas y 311 millones de dólares, con casi todo el crecimiento originado en fondos listados en Australia.

[email protected]