El rendimiento de los bonos del Tesoro de Estados Unidos a 30 años cayó la mañana de este jueves a un mínimo récord bajo el 2% y el retorno de los papeles a 10 años bajó a un piso en tres años, en medio de la persistente tensión comercial y la ralentización del crecimiento a nivel global.

Un día después de que se invirtiera, la curva de rendimientos se amplió ligeramente. Una inversión, que se da cuando el retorno de los papeles a largo plazo supera al de aquellos con un vencimiento próximo, es considerada como una advertencia de que la economía se encamina a una recesión.

"No creo que todavía hayamos visto el piso en los rendimientos", dijo Gary Pzegeo, de CIBC Private Wealth Management, en Boston. "Seguramente habrá una reacción de la Reserva Federal en su próxima reunión. Eso podría alimentar aún más el sesgo bajista en algunas partes de la curva de rendimiento, dependiendo de la postura que adopte".

El Departamento del Comercio dijo este jueves que las ventas minoristas subieron 0.7% el mes pasado. Los datos de junio fueron revisados ligeramente a la baja para mostrar un alza de 0.3% en lugar del avance de 0.4% reportado inicialmente. Este dato hizo que los rendimientos subieran ligeramente.

Otros datos no fueron tan positivos, como el que mostró que el número de estadounidenses que presentó nuevas solicitudes de subsidios por desempleo subió más de lo previsto en la última semana.

En las operaciones de la mañana, el rendimiento de los papeles a 10 años caía a 1.558% desde el 1.581% del miércoles. En tanto, el retorno de los papeles a 30 años, que tocó un mínimo récord de 1.941%, cotizaba en 2.0% desde un 2.027% el miércoles.

Entre los papeles de vencimiento más próximo, el rendimiento de los bonos a 2 años caía a 1.54% desde 1.57% el miércoles. La curva entre el rendimiento de los bonos a 2 y 10 años se ampliaba a 1.8 puntos básicos.

erp