Los expertos no esperan casi nada más de la Bolsa en el 2016. A cuatro sesiones del cierre de un ejercicio muy complicado para la renta variable, el Ibex se sitúa a sólo 2% de entrar en terreno positivo en el año, mientras que el resto de los principales indicadores europeos, excepto el Ftse Mib de Milán, que se deja 9.68%, cotizan con ganancias entre 13.23% del Ftse 100 de Londres y 0.2% del EuroStoxx 50; 15 valores del Ibex finalizaron en números verdes y dos más, CaixaBank y Abertis, los tienen a tiro de piedra, a menos de 2.4 por ciento.

La distancia que tiene que recorrer el Ibex para borrar las pérdidas anuales y ofrecer una foto mejorada del 2016 es bastante corta. Sin embargo, la actitud apática de los inversores durante las últimas sesiones no pone fácil el objetivo. Los gestores parecen haber adelantado las vacaciones navideñas, lo cual se refleja en la drástica reducción de los volúmenes de negocio y la escasez de órdenes de inversores finales, aseguran los operadores.

Es lo normal a estas alturas del año, y más con la subida que lleva la Bolsa en este mes de diciembre. Lógicamente, el mercado está tranquilo , señala Nicolás López, director de análisis de M&G Valores.

Sería el mejor diciembre desde 1996

El Ibex ha escalado 7.82% en lo que va de mes, que se perfila como el mejor diciembre desde 1996, cuando ganó 10.43 por ciento. Si se consideran las últimas cuatro sesiones del año, el selectivo ha conseguido subir en nueve de los 16 años del siglo XXI, pero su mayor revalorización en ese balance parcial asciende a 1.62% (ver gráfico). En las siete ocasiones de retroceso del Ibex en la recta final del año desde el 2000 las pérdidas han sido más elevadas, de hasta 2.45 por ciento.

Aunque la semana que viene está por escribirse y en Bolsa nunca se sabe lo que puede suceder , como recuerda Rodrigo García, analista de XTB, los expertos dan el año por cerrado. La Bolsa lleva unos días prácticamente en el ostracismo. Es muy complicado que aparezcan catalizadores durante la semana que viene que varíen el resultado. La mirada estará puesta en el rescate bancario de Italia, lo que podría convertirse en un factor negativo , comenta García.

Será un 2017 positivo

Los analistas y los gestores están pensando ya en el 2017, y sus previsiones son, en general, positivas. El mercado está en condiciones de reanudar la tendencia alcista de largo plazo después de la fase correctiva del 2015 y 2016.