Los precios del petróleo terminaron a la baja la sesión de este jueves ante el aumento de los casos de coronavirus Covid-19 que amenaza la reactivación de la demanda de energía y las perspectivas de un incremento de la oferta de crudo.

En Londres el barril de Brent del Mar del Norte para entrega en setiembre perdió 2.17% a 42.35 dólares.

En tanto en Nueva York el barril de WTI para entrega en agosto cedió 3.1% a 39.62 dólares.

Los inversores se muestran prudentes ante la perspectiva "de una demanda débil y una oferta más alta", resumió Ipek Ozkardeskaya, analista de Swissquote Bank.

La explosión de nuevos casos de coronavirus en el sur y el oeste de Estados Unidos en particular, amenaza la reactivación de la mayor economía mundial y mayor consumidor de oro negro.

Varios estados tuvieron que suspender el proceso de desconfinamiento, e incluso volver atrás, ordenando el cierre de bares y restaurantes.

"Los actores del mercado se preguntan cuándo veremos el final del túnel, cuándo va a cambiar la tendencia", destaca Louise Dickson de Rystad Energy. "Como Estados Unidos, Brasil y otros países siguen siendo golpeados por la covid-19, la demanda está realmente en juego", remarcó.

Además, "el excedente es todavía enorme en el mercado mundial del petróleo", destacaron Carsten Fritsch y Barbara Lambrecht, de Commerzbank.