Los precios del petróleo bajaron bruscamente este viernes, después del anuncio de Donald Trump de que dio positivo por Covid-19, en un contexto de desequilibrio entre oferta y demanda que sigue siendo poco propicio para la recuperación de los precios.

El barril de Brent del Mar del Norte para entrega en diciembre valía 39.34 dólares en Londres, un 3.88% menos que el jueves al cierre.

En Nueva York, el barril del WTI para noviembre bajó un 4.18%, a 37,10 dólares.

El jueves, los dos precios de referencia ya habían caído más de un 3% al cierre, después de haber cruzado la marca del -5% durante la sesión.

Los precios del petróleo experimentaron una sesión muy turbulenta ayer (jueves) y los descensos continuaron acelerándose esta mañana con la noticia de que el presidente de Estados Unidos Donald Trump dio positivo por coronavirus", comentaron los analistas de JBC.

Trump, de 74 años, dijo en un tuit el jueves por la noche que dio positivo, al igual que su esposa Melania, y que iba a entrar en cuarentena.

El anuncio provocó la caída en picado de los precios del petróleo, que en ese momento solo perdían un 1 por ciento.

El petróleo ya se encontraba en territorio negativo después de que la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y la Casa Blanca no lograron alcanzar un acuerdo bipartidista sobre más ayuda económica en respuesta a la pandemia del coronavirus, lo que se sumó a los temores sobre el panorama de la demanda sin más apoyo para la economía.

Ya era un mercado débil y este evento llegó y agregó incertidumbre, lo que hizo que la gente se tomara una pausa para decir: '¿Sabes qué? Voy a sacar algunos riesgos de la mesa'", dijo Lachlan Shaw, jefe de investigación de materias primas en National Australia Bank en Melbourne.

Los inversores siguen preocupados "por el hecho de que la producción de petróleo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) está aumentando mientras que el repunte de la demanda se está agotando", añadieron los analistas de JBC.

Y la ausencia de un nuevo plan de recuperación estadounidense no ayuda, según Jeffrey Halley de Oanda.

"La combinación de una demanda tibia, el aumento de la oferta mundial y la incertidumbre política en Estados Unidos están provocando un poderoso cóctel que impulsa a la baja los precios", dijo por su parte Stephen Brennock, analista de PVM.

Los suministros de crudo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) aumentaron en septiembre en 160,000 barriles por día (bpd) respecto al mes anterior, mostró una encuesta de Reuters.

El aumento fue principalmente el resultado del mayor bombeo de Libia e Irán, miembros del grupo que están exentos de un pacto de suministro con aliados liderados por Rusia, un grupo conocido como OPEP+.

La producción de Libia ha aumentado más rápido de lo que esperaban analistas después de que el Ejército Nacional Libio relajó su bloqueo. La producción de crudo del país ha aumentado a 270,000 bpd, a medida que aumenta la actividad exportadora, dijo a Reuters una fuente libia del sector.