Nueva York- Los futuros del petróleo en Estados Unidos, que expiraron en la jornada de este miércoles, subieron ante la expectativa de que una disputa por el presupuesto de ese país será resuelta, alejando la amenaza de una recesión que podría afectar la demanda de crudo.

En Nueva York, el crudo para entrega en enero cerró con un alza de 1.58 dólares, o 1.80%, a 89.51 dólares por barril, con operaciones entre 87.81 y 89.90 dólares.

En tanto, el contrato para febrero terminó con un avance de 1.58 dólares, o 1.79%, a 89. 98 dólares el barril.

En línea con otros activos sensibles a la demanda global, el petróleo está siendo apuntalado por la percepción de que una vez que se resuelva la crisis fiscal en Estados Unidos, un masivo estímulo monetario de los principales bancos centrales del mundo llevará a una expansión del crecimiento económico de 2013.

ros