El petróleo mexicano de exportación perdió en la jornada de este lunes 1.94 dólares con relación a la cotización previa, para ofertarse en 52.18 dólares el barril, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

En su reporte del día, Banco Base detalló que las principales mezclas de petróleo finalizaron con amplias pérdidas, debido a las preocupaciones surgidas por el deterioro económico de China, las cuales se derivaron por la publicación del informe trimestral de Caterpillar.

En él, la empresa fabricante de maquinaria para la construcción reportó utilidades por acción de 2.55 dólares durante el cuarto trimestre de 2018, para así ubicarlo 15% por debajo de las estimaciones del mercado, y sus previsiones para 2019 anticiparon un menor crecimiento en ventas, principalmente en la región de Asia y el Pacífico.

La institución financiera agregó que la disminución en el precio del hidrocarburo también fueron impulsadas por el aumento en el conteo de plataformas petroleras en Estados Unidos, lo que llevó a los participantes del mercado a considerar en el futuro un incremento en la producción del crudo.

La producción petrolera de ese país alcanzó un nuevo máximo histórico hace dos semanas al registar 11.9 millones de barriles diarios (mbd), y ante el aumento en las plataformas es posible que la producción haya alcanzado un umbral de 12 mbd.

Lo anterior condujo al mercado a desviar su atención de las tensiones en Venezuela, así como del anuncio de Arabia Saudita sobre su producción de hidrocarburo.

Por un lado, durante la semana previa, las tensiones entre Estados Unidos y Venezuela aumentaron, debido a que varios países desconocieron al gobierno de Nicolás Maduro, y llevó a la administración del presidente Donald Trump aplicar sanciones contra esa nación y Petróleos de Venezuela (PDVSA).

De acuerdo con personas relacionadas con el tema, el gobierno estadunidense está considerando liberar petróleo de su Reserva Estratégica para mitigar la imposición de posibles sanciones a las exportaciones de crudo venezolano.

En otro marco, Khalid al-Falih, ministro de Energía de Arabia Saudita, mencionó que bombeará petróleo durante seis meses, por debajo del límite de producción voluntario, pues dichos niveles fueron aceptados por el gobierno saudí en la reunión oficial de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) en Viena.

De acuerdo con el ministro saudí, en comparación con los 10.33 millones de barriles diarios orginales, la producción de enero será de 10.2 mbd y en febrero de 10.1 mbd, y el acuerdo global deberá ser reevaluado durante la siguiente reunión de la OPEP entre los meses de marzo-abril.

En este contexto, el crudo tipo West Texas Intermediate (WTI) retrocedió 1.91 dólares y se vendió en 51.89 dólares el barril, en tanto que el Brent perdió 2.86 dólares para cotizar en 59.84 dólares el tonel, de acuerdo con información de la consultora Bursamétrica.