Los precios del petróleo bajaron levemente el martes, pero cayeron tras el cierre regular del mercado ante el fuerte retroceso de las acciones y después de un informe de un grupo de la industria que mostró un sorpresivo incremento en los inventarios en Estados Unidos.

Los futuros del crudo Brent bajaron 1 centavo o 0.01%, a 70.11 dólares por barril, en lo que operadores dijeron fue una leve toma de ganancias tras varios días de avances. Mientras, el contrato West Texas Intermediate (WTI) perdió 30 centavos o 0.46%, a 65.25 dólares por barril.

En la negociación posterior al cierre, cuando los volúmenes son más bajos, los precios de ambos contratos de referencia cayeron aún más, en línea con una baja de los mercados bursátiles. Luego volvieron a retroceder después que el Instituto Americano del Petróleo (API, por su sigla en inglés) reportó un aumento mayor al esperado de los inventarios en Estados Unidos.

El WTI perdió más de 1 dólar. Se negoció a 64.69 dólares el barril, con una baja de 86 centavos.

Por su parte, la mezcla mexicana de exportación, perdió 0.65%, o 38 centavos para cotizar en 57.74 dólares el barril.

Las existencias de crudo subieron en 5.3 millones de barriles en la semana al 23 de marzo, a 430.6 millones de barriles, frente a las expectativas de analistas de un declive de 287,000 barriles, dijo API.

El dólar también perjudicó al precio del barril. El índice Dólar rebotó desde un mínimo de cinco semanas luego de que las tensiones comerciales disminuyeron. Un billete verde más fuerte hace que los productos en dólares sean más caros para los compradores en otras monedas.

Racha positiva

El Brent ha subido más de 5% en el mes, mientras que el WTI ha avanzado más de 4 por ciento. Ambos contratos están en camino de una tercera alza trimestral consecutiva, algo que no ocurría desde el 2010.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), Rusia y otras naciones acordaron hace más de un año reducir el suministro.

El acuerdo expira a fines del 2018, pero el príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohammed bin Salman, dijo que la OPEP y Rusia estaban trabajando en un acuerdo para cooperar por otros 10 a 20 años, aunque eso no significa necesariamente que los recortes continúen por tanto tiempo.