El crudo de referencia West Texas Intermediate (WTI), para entregas en agosto, aumentó hoy 2.35 dólares y quedó en 78.86 dólares por barril.

El alza fue favorecida luego que el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos alertó que el área de baja presión frente a las costas de Honduras y las islas Gran Caimán tenía 80% de posibilidades de convertirse en una tormenta tropical en el Golfo de México.

La temporada de tormentas tropicales y huracanes podrían afectar la producción de crudo de los pozos que operan en la zona del Golfo de México, lo que impulsaría los precios.

Las cotizaciones fueron influidas además por la baja del dólar frente al euro, ya que le resta atractivo como instrumento de cobertura y desvía la atención de los inversionistas hacia las materias primas y el petróleo.

'Siempre vemos una reacción instintiva cuando las tormentas comienzan a formarse en el Golfo de México y se genera la preocupación de que éstas pudieran afectar la infraestructura petrolera', indicó Addison Armstrong, analista de Tradition Energy.

RDS