La divisa mexicana profundizaba su depreciación el miércoles a 1.85%, en medio de una renovada aversión al riesgo tras la prohibición que impuso Alemania sobre las ventas en corto al descubierto de algunos instrumentos financieros.

A su nivel referencial a 48 horas, el peso perdía 23.50 centavos, a 12.9476/12.9500 pesos por dólar.

Alemania anunció el martes la prohibición de algunas apuestas a la baja en los precios de bonos y acciones, en un ataque contra la especulación financiera.

"Todo está muy presionado. Lo de las ventas en corto metió mucho ruido", dijo Jorge Espínola, operador de cambios de Vector.

Agentes del mercado comentaron que el temor sobre las implicaciones que pudieran traer las medidas fiscales restrictivas en la zona euro sigue pesando, lo que ha ocasionado el desplome de los mercados globales.