En operaciones fuera de mercado, a las 6 de la tarde, la paridad peso-dólar operó en un precio de 19.5950 pesos, con respecto al cierre previo de 19.5295 pesos, significó una depreciación de 0.33 por ciento.

El peso nuevamente cotizó dentro de un ambiente de fuertes movimientos volátiles, luego de que en las operaciones de este lunes registrara una depreciación cercana al 0.80%, debido al nerviosismo que imperó sobre la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El tipo de cambio peso-dólar concluyó en un precio de 19.5295 pesos en operaciones al mayoreo, con respecto a las últimas transacciones de la jornada anterior (19.3895 pesos), resultó una pérdida de valor de 0.72%, esto es un saldo negativo de 14.0 centavos.

Es importante mencionar que el peso se encuentra cerca de perder todo lo que había ganado en este año, es decir, le falta solamente 13.0 centavos para igualar el precio de inicio de año, el cual se ubicaba en 19.6595 pesos.

La debilidad de moneda mexicana se explica por la inquietud que existe con relación a que si el 17 de mayo, como fecha límite, se podrá lograr un acuerdo dentro de la renegociación del TLCAN, cuándo aún existen temas complicados.

De acuerdo con el líder republicano de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Paul Ryan, los comisionados de los tres países tendrán que presentar el TLCAN modernizado a más tardar el jueves, de no hacerlo, los tiempos no darían para ser firmado en este año.

La mayoría de los participantes de mercado se encuentran nerviosos, porque las posturas entre los tres países siguen siendo poco flexibles en los temas considerados más álgidos, principalmente con las reglas de origen del sector automotriz.

El analista senior de CIBanco, James Salazar destacó que el principal asesor económico del presidente de Estados Unidos, Larry Kudlow se mostró poco optimista sobre la posibilidad de que los tres países puedan alcanzar un acuerdo preliminar en los siguientes días.

Agregó que la moneda mexicana también reaccionó negativamente al incremento a la aversión a nivel global, tras la posible guerra comercial entre China y Estados Unidos, luego de la reunión que sostuvieron los representantes comerciales de estos dos países.

El especialista anticipó que bajo el escenario anterior, se pronostica el peso continúe perdiendo terreno frente a la divisa estadounidense, por lo que podría alcanzar sin problemas un precio de 19.70 pesos, nivel máximo del año y resistencia clave en el corto plazo.

El analista de CIBanco, James Salazar mencionó que de superar el tipo de cambio ese nivel techo, el próximo precio objetivo se ubicaría en los 19.90 pesos por dólar.

Por su parte, el área de análisis de mercado de cambios de MetAnálisis, sostuvo que el escenario del peso se complicaría aún más si no se logra la firma del TLCAN en el próximo jueves, con el pronóstico de observarse cotizaciones por arriba de los 20 pesos.

abr