La divisa mexicana se apreció el martes 0.23%, según el precio final del Banco de México, en una sesión volátil marcada por datos económicos positivos en Estados Unidos, preocupaciones sobre el ritmo de crecimiento de China y riesgos crediticios en Europa.

A su nivel referencial a 48 horas, el peso ganó 3.0 centavos a 12.8960/12.9000 por dólar.

La moneda osciló entre 12.8455 y 12.9570 pesos por dólar.

El sector manufacturero estadounidense se expandió en mayo por décimo mes consecutivo aunque a un ritmo menor que en abril, mientras que el empleo en esta vital industria subió ligeramente hasta alcanzar su mejor nivel en seis años, mostró el martes un informe.

México destina más de 80% de sus exportaciones a Estados Unidos, la mayor parte de las cuales son productos finales e insumos para la industria de ese país.

Los datos de la mayor economía del mundo atenuaron parte de la preocupación de los inversores por una menor velocidad del crecimiento de China y latentes riesgos crediticios en Europa.

El Banco Central Europeo (BCE) advirtió el lunes que los bancos de la zona euro podrían enfrentar una ola de pérdidas crediticias, mientras que datos oficiales mostraron que el crecimiento manufacturero de China se desaceleró en mayo.

El índice dólar, que mide su evolución contra seis divisas referenciales, cedía 0.01 por ciento.

En su valor 24 horas, el peso mexicano ganó 2.50 centavos a 12.8940/12.8960 por dólar, mientras que en su valor mismo día perdió 0.75 centavos a 12.8785/12.8805 por billete verde.

En ventanillas de bancos y casas de cambio, el peso operó en 12.60 por dólar a la compra y 13.05 por dólar a la venta.