El peso se apreció 0.12% equivalente a un aumento de 1.70 centavos, con valor de 13.2725 pesos por dólar con información de Banco de México, tras los débiles datos de vivienda en Estados Unidos que resultaron más débiles que las estimaciones hechas por los analistas.

Poco antes del dato del PIB, que resultó con un crecimiento dentro de los lineamientos de los analistas y provocando una reacción positiva en la moneda mexicana, y debido a esto los intermediarios también mencionaron que si bien las cifras locales mostraron un magro crecimiento durante el año pasado, superaron las expectativas de algunos operadores que estaban apostando por datos todavía más débiles.

En el mercado de deuda, la tasa del bono a 10 años bajó 3 puntos base a 6.32 por ciento, mientras que el rendimiento a 20 años descendió 4 puntos base a 7.16 por ciento, según datos de Reuters.

frm con información de Reuters