El peso mexicano opera con una ligera recuperación contra el dólar, tras haber cedido ayer 10 centavos. Los inversionistas mantienen sus temores a una desaceleración económica global, y a la presión por los débiles datos del sector de manufacturas estadounidense de ayer se suma la publicación de sus negativas cifras de empleo.

El tipo de cambio se ubica al momento en 19.7855 unidades por billete verde. El movimiento contra su cierre de ayer de 19.8290 unidades, con datos del Banco de México (Banxico) es de sólo 4.35 centavos o 0.21 por ciento. Por la mañana alcanzó un máximo de 19.8620 pesos por dólar, un nivel que no tocaba desde agosto.

"Los mercados de América Latina continúan con tendencia a la baja el miércoles. Suenan las alarmas ante la posibilidad de que las acciones de los bancos centrales no basten. La liquidez del peso mexicano lo tiene expuesto a mayores caídas esta semana", explicó en un análisis a los medios Alfonso Esparza, analista de OANDA.

 

El Índice Dólar (DXY), que mide la fortaleza de la divisa estadounidense contra una canasta de seis monedas de referencia, registra esta mañana un retroceso de -0.03% y cae hasta un nivel de 99.12 unidades. Las monedas de refugio como el yen japonés se fortalecen debido a los datos de empleo y la aversión al riesgo.

"El dólar estadunidense se aprecia contra la mayoría de las divisas más cotizadas, sólo el yen japonés está en territorio positivo. La economía de Estados Unidos se desempeña a un paso más firme que otras desarrolladas y la calidad de moneda de reserva le da mayor estabilidad al dólar", añadió Alfonso Esparza.

[email protected]