El peso mexicano abrió la última sesión de la semana con ganancias contra el dólar. En las primeras operaciones de hoy, el tipo de cambio se ubica en el nivel de 19.0731 unidades, lo que significa un avance de  9.24 centavos o 0.48%, frente al registro de ayer del Banco de México (Banxico).

La moneda local apunta a una semana de ganancias, pese a las recientes amenazas por parte del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de cerrar su frontera sur e imponer aranceles a los automóviles mexicanos. El par presenta un alza de 1.74% contra su cotización del viernes, de 19.4120 unidades por dólar.

Un factor que influye en el retroceso del dólar es el dato de nóminas no agrícolas correspondiente al mes de marzo en Estados Unidos. Un crecimiento en el empleo en Estados Unidos ayuda a disminuir los temores a una desaceleración económica en la potencia norteamericana y reduce la fortaleza del billete verde.

El índice Fear & Greed, que mide el sentimiento del mercado, se ubica en un nivel de 74 unidades y liga tres sesiones en positivo. La medida elaborada por CNN Business describe el optimismo o temor de los inversionistas con un rango de cero a 100 en el que cero es temor extremo y 100 significa optimismo elevado. 

Sólo hace una semana, el Fear & Greed se encontraba en un nivel de 49 (neutral, con tonos negativos). El avance también coincide con un contexto que espera con cautela, pero con pronósticos optimistas, información sobre las negociaciones comerciales entre China y Estados Unidos.

En su mejor nivel de hoy, el peso consiguió bajar la cotización hasta una paridad de 19.0505 unidades por dólar. De mantenerse en estos niveles, al final de la jornada, la divisa local puede anotar su mejor semana desde mediados de septiembre.

jose.rivera@eleconomista.mx