NUEVA YORK.- El oro escaló el jueves cerca de 1% para cotizar hacia los 1,250 dólares por onza, en una sesión con una marcada demanda de activos de refugio ante una renovación del riesgo en la deuda soberana y una caída de las acciones.

El metal había trepado 10 dólares más temprano debido al desplome de los mercados bursátiles de Estados Unidos, y terminó recuperando las pérdidas de la sesión previa debido a una perspectiva de crecimiento menos optimista de la Reserva Federal y el débil dato de vivienda.

El oro al contado se negoció a 1,245.05 dólares la onza, comparado con 1,235.20 el miércoles en Nueva York. Los futuros del oro estadounidense para agosto cerraron con un avance de 11.10 dólares, a 1,245.90 dólares.

Las preocupaciones acerca de la deuda soberana europea presionaron a los mercados, dijeron operadores. El costo de proteger la deuda gubernamental griega del incumplimiento de pagos llegó a un nuevo récord.

El gobierno de ese país instó el jueves a los bancos locales a buscar alianzas para lidiar con la crisis de deuda y reanudar el financiamiento a su alicaída economía. Las autoridades europeas defendieron sus planes de austeridad antes de la cumbre del G-20.

"Cuando hay incertidumbre en el mercado, la gente tiende a irse al oro como un refugio en una huida hacia la calidad", dijo Jeff Pritchard, analista de Altavest.

Después de marcar un récord de 1,264.90 dólares al inicio de esta semana, los precios han tenido dificultades para obtener un impulso mayor, dejando al mercado vulnerable a recaídas de corto plazo.

El oro estuvo bajo presión más temprano debido a que recuperaba su tradicional correlación inversa con el dólar, y el vínculo se fortaleció luego ante la caída de la moneda estadounidense.

"Es un tema central y mucho de lo que hemos dicho sobre el oro es que los problemas de deuda son las principales fuerzas conductoras del alza del oro en este momento", dijo Nic Brown, analista de Natixis.

Los mercados de acciones cayeron con fuerza por segundo día consecutivo después de que la Reserva Federal reconoció en la víspera un débil ritmo de recuperación económica en Estados Unidos, al renovar su promesa de tasas de interés excepcionalmente bajas por un período extenso.

"Las tasas de interés bajas en general son una buena noticia para los metales preciosos. Creemos que la Fed y el BCE (Banco Central Europeo) seguirán sin cambios por algún tiempo debido a los problemas de la deuda europea", dijo Tobias Merath, analista de Credit Suisse.

Analistas técnicos eran optimistas sobre la capacidad del mercado del oro para llegar a nuevos máximos, pese a la actual falta de impulso.

En otros metales preciosos, el platino estaba a 1,565.00 dólares por onza desde 1,566.00 el miércoles, el paladio a 475.00 dólares desde 471.00 y la plata a 18.70 dólares desde 18.45 dólares.