El oro subió este miércoles a su mayor nivel en tres semanas por las preocupaciones sobre los problemas de deuda en países de la zona euro como Grecia y al vencimiento del contrato de junio en la división de metales COMEX de Nueva York.

El oro al contado subió hasta los 1,532.10 dólares por onza troy, su mayor nivel desde el 4 de mayo, pero descendió a 1,526.05 dólares, aún por encima de los 1,525.75 dólares del martes en Nueva York.

Los futuros de oro estadounidense para junio en COMEX cerraron con alza de 3.40 dólares, o de 0.22%, a 1,526.70 dólares la onza en Nueva York.

Los crecientes temores por la situación financiera de Grecia y los potenciales efectos de su contagio a otros países, incluyendo Portugal e Irlanda, alentaron una ola de compras de inversores.

La crisis de deuda de la zona euro también afectó al euro frente al dólar.

"Se están balanceando los problemas de deuda frente al impacto de ellos en el euro frente al dólar", dijo Daniel Major, analista de RBS. "La demanda física subyacente en Asia sigue siendo sólida", agregó.

El dólar retrocedió después de que los pedidos de bienes duraderos en Estados Unidos sufrieron en abril su peor declive en seis meses, debido a un desplome en las órdenes de aviones y vehículos, apuntando a un enfriamiento en la actividad fabril.

La plata al contado trepó a 37.97 dólares la onza, su mayor nivel desde el 11 de mayo y se negoció en 37.90 dólares.

El platino operó en 1,777 dólares la onza, por encima de 1,761.55 dólares el martes, pero debajo de un máximo de una semana de 1,782.50 dólares.

El paladio subió a 747.22 dólares, frente a 732.53 dólares la onza, tras tocar un máximo de tres semanas de 749.50 dólares.