Los precios del oro retrocedieron el lunes desde un máximo de más de siete semanas ante el alza de los rendimientos de los bonos del Tesoro de Estados Unidos, lo que redujo el atractivo del metal y contrarrestó el apoyo de un dólar más débil.

El oro al contado bajó 0.3% a 1,770.97 dólares por onza luego de llegar más temprano a 1,789.77 dólares, máximo desde el 25 de febrero. Los futuros del oro en Estados Unidos cedieron 0.5% a 1,770.60 dólares la onza.

"Probablemente veremos un aumento gradual en las tasas de interés de Estados Unidos junto con una inclinación gradual de la curva de rendimiento, y eso debería quitarle algo de fuerza al oro", dijo el estratega de Materias Primas de TD Securities, Daniel Ghali.

El retorno del bono del Tesoro estadounidense a 10 años subió por sobre el 1.6% luego de caer a un mínimo de varias semanas la semana pasada.

El oro ha perdido 6% en lo que va de año, principalmente presionado por el aumento de los rendimientos de los bonos gubernamentales estadounidenses.

La plata bajó 0.6% a 25.80 dólares la onza y el platino sumó 0.1% a 1,204 dólares la onza. El paladio ganó 1.5% a 2,819.21 dólares por onza.

Por su parte el precio del cobre subió ante el ascenso de las bolsas y el declive de los rendimientos de los bonos.

El cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres ganó 1.8% a 9,379.50 dólares la tonelada.