Londres- Los precios del oro repuntaban este viernes, a la par de un alza del euro y las acciones europeas, luego de comentarios de la canciller alemana Angela Merkel realizados el jueves que alimentaran expectativas de medidas para resolver la persistente crisis de Europa.

El metal permanecía, sin embargo, en un rango de rebote y se encaminaba a un cierre con pocos cambios este viernes frente a la semana pasada. Los precios del platino subían 4.3% y apuntaban a su alza semanal más importante desde mediados de junio, tras actos de violencia que llevaron al cierre de las operaciones sudafricanas de la minera Lonmin.

El oro al contado subía 0.1% a 1,616.45 dólares la onza, mientras que los futuros estadounidenses del oro para entrega en diciembre bajaban 50 centavos la onza a 1,618.70 dólares. Los precios no tuvieron un fuerte impulso esta semana, esperando que los gobiernos determinen un rumbo a seguir.

La debilidad del dólar apuntaló a todos los metales, luego que Merkel dijera que la promesa del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, de hacer todo lo posible para preservar la moneda única estaba "totalmente en línea" con el abordaje de los líderes europeos.

Analistas estiman que el BCE revelará medidas extraordinarias, como la compra de bonos, para fortalecer a la zona euro. La combinación de esto con expectativas de que la Reserva Federal también eleve la liquidez para alimentar el crecimiento, dio fuerza al oro este mes.

Los precios del platino extendían este viernes su avance durante la semana al subir 1% a 1,448.49 dólares la onza. Antes el metal blanco había logrado un máximo en seis semanas de 1,457.24 dólares tras disturbio que forzaron el cierre de las operaciones de Lonmin, la tercer mayor minera de platino.

La policía sudafricana abrió fuego el jueves contra mineros huelguistas armados con machetes y palos en la mina de platino Marikana de Lonmin, dejando al menos una docena de muertos entre los huelguistas, en escenas que evocaron comparaciones con la brutalidad de la era del Apartheid.

Entre otros metales preciosos, la plata al contado subía 0.2% a 28.24 dólares la onza.

El paladio al contado subía 0.9% a 584.50 dólares la onza.

ros