Los precios del oro subieron el viernes desde mínimos de un año y el platino ganó más de 3%, después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, criticó la fortaleza del dólar y las alzas de las tasas de interés por parte de la Reserva Federal (Fed), impulsando a la baja el billete verde.

El oro al contado ganó 0.7%, a 1,230.89 dólares la onza, mientras que los futuros del oro en Estados Unidos avanzaron 7.10 dólares, o 0.6%, a 1,231.10 dólares la onza.

Durante el 2018, el precio del metal precioso ha caído 5.49 por ciento.

El platino ganó 2.8%, a 827 dólares la onza, tras subir antes 3.2%, a 830.10 dólares, aunque cerró la semana con pocos cambios. Su desempeño del viernes siguió al oro, según los operadores.

El metal amarillo aún acumuló pérdidas de 1% en la semana, con pocas señales de que se acaben las bajas de precios que han restado 10% al valor del oro desde mediados de mayo.

El dólar más alto hace que el oro sea más caro para compradores con otras divisas. Las tasas de interés más altas también son una amenaza para el oro, porque tienden a impulsar al dólar y a elevar el costo de oportunidad de tener al lingote, que no rinde intereses.

“Si empezamos a ver cambios en la posición del dólar, en la retórica o en los comentarios de la Fed, hay muchas posibilidades de que veamos un fuerte repunte del oro”, dijo Michael Ellingston, de US Global Investors.

Pese a la intervención de Trump, el dólar siguió operando cerca de máximos de un año después de que el presidente de la Fed, Jerome Powell, no hizo nada la semana pasada para contrarrestar las expectativas de que haya otras dos alzas de las tasas este año y de que dijera que Estados Unidos se encamina a varios años más de crecimiento.

La plata ganó el viernes 1.7%, a 15.52 dólares la onza, cediendo cerca de 2% en la semana. En lo que va del 2018, el metal ha perdido 8.5% de su valor. El paladio subió 2.7% el viernes, a 893 dólares la onza, para un declive semanal de casi 5 por ciento.

Coberturas impulsan al cobre

Los precios del cobre repuntaron el viernes gracias al apoyo de operaciones de coberturas cortas y recortes en inventarios, luego de haber sufrido grandes pérdidas vinculadas a la tensión por los conflictos comerciales.

El cobre en la Bolsa de Metales de Londres subió 1.4%, a 6,147 dólares, tras caer en la víspera a un mínimo desde julio del 2017. El metal, que ha cedido 16.34% en 2018, registró una pérdida semanal de 1.5 por ciento.

“No ha habido ninguna noticia buena y los datos económicos chinos fueron decepcionantes, por lo que parece que el alza se debe un poco a coberturas cortas y operaciones técnicas”, expuso Caroline Bain, economista de Capital Economics, agregando que podría haber más margen para una baja en los precios.