Nueva York - El oro cerró estable este viernes ante la incertidumbre sobre si la Reserva Federal de Estados Unidos y otros bancos centrales adoptarán medidas de estímulo monetario para apuntalar el crecimiento económico.

El oro al contado subió 30 centavos, a 1,614.60 dólares la onza. El metal perdió 0.3% en la semana.

Los futuros de oro estadounidenses para diciembre cerraron con baja de 20 centavos la onza, a 1,619.40 dólares.

Las posibilidades de que la Fed lance una tercera ronda de estímulo monetario han aumentado levemente en el último mes a 60%, según un sondeo de Reuters que también mostró que economistas redujeron sus expectativas en torno a la expansión económica.

Los metales del grupo del platino escalaron este viernes después de que la violencia en una importante mina sudafricana generó compras especulativas en medio de expectativas de que los suministros del mayor productor mundial de platino mermarán aún más.

El platino subió más de 2% en el día y terminó la semana con un alza del 5.5%, su mayor avance semanal desde fines de febrero.

El paladio avanzó 4% en su mayor escalada diaria desde inicios de julio. No obstante, ambos metales se mantienen fuertemente por debajo de niveles máximos vistos este año.

La policía sudafricana causó la muerte de 34 mineros en huelga armados con machetes y palos en la mina de platino Marikana de la británica Lonmin el jueves, evocando comparaciones con la brutalidad vivida en el país durante los tiempos del Apartheid.

Lonmin, el tercer productor de platino del mundo, dijo que hasta el momento ha perdido una producción de casi 15,000 onzas de platino desde que escaló la violencia en sus operaciones de Sudáfrica este viernes de la semana pasada.

La plata cedió 0.6%, a 28 dólares la onza.

El platino trepó 2.3%, a 1,467.38 dólares la onza.

El paladio avanzó 4.2%, a 603.75 dólares la onza.

Rob