Nueva York - El oro cayó este jueves debido a un alza del dólar y a frustraciones ante la falta de medidas de estímulo más agresivas por parte de los bancos centrales después de que China, Europa y Gran Bretaña flexibilizaron sus políticas monetarias.

El oro al contado cedió 0.5%, a 1,607.69 dólares la onza.

Los futuros de oro estadounidenses para agosto cerraron con baja de 12.40 dólares, a 1,609.40 dólares la onza.

El lingote, que se ha desplomado varias veces este año después de que la Reserva Federal no mencionó nuevas medidas de estímulo, se mantuvo presionado de nuevo luego que tres importantes bancos centrales flexibilizaron su política monetaria y señalaron un creciente nivel de alarma sobre la economía mundial.

El atractivo del oro como cobertura contra la inflación se debilitó por las perspectivas de una desaceleración global de la economía.

"La deflación en este momento particular es una preocupación abrumadora", dijo Frank McGhee, de IBS Metals.

Pese al descenso de hoy, el lingote acumula ganancias de casi 4% desde el viernes ante las esperanzas de que la Fed tome nuevas medidas para estimular la economía después de que datos mostraron que el sector de manufacturas en Estados Unidos se contrajo en junio por primera vez en casi tres años.

Algunos operadores se mantuvieron al margen de las operaciones en el mercado antes de un esperado reporte sobre el mercado laboral estadounidense que será difundido el viernes.

"Si las cifras de empleo del viernes son mejores de lo esperado, entonces se elimina o se comienza a cambiar la psicología de una inminente acción por parte de la Fed", dijo McGhee.

La plata cedió 1.3%, a 27.74 dólares la onza.

El platino bajó 65 centavos, a 1,472.08 dólares.

El paladio perdió 0.1%, a 577.75 dólares.

Rob