Los precios del oro subieron el jueves, ya que la preocupación sobre una desaceleración del crecimiento global por el impacto económico, generado por el brote de un virus en China, debilitó el apetito por los activos de riesgo entre los inversores.

El oro al contado ganaba 0.5%, a 1,583.93 dólares la onza, mientras que los futuros del oro en Estados Unidos cerraron con un alza de 0.8%, a 1,583.50 dólares, según datos de Reuters.

“Hay algo de aversión al riesgo en el mercado, debido a los temores sanitarios globales derivados del coronavirus”, dijo Frank Cholly, estratega senior de mercados en la correduría RJO Futures de Chicago.

El virus similar a la gripe, que surgió en China y se ha propagado a más de 15 países, ha interrumpido los viajes globales, lo que ha llevado a varias compañías a suspender sus operaciones en China. El Comité de Emergencia de la Organización Mundial de la Salud declaró el brote de emergencia sanitaria global.

Aumentan temores

Los temores a que el virus golpee al crecimiento de la segunda mayor economía del mundo causaron una fuerte caída de los mercados bursátiles, lo que llevó a los inversores a activos vistos como refugios seguros, como el oro, el yen japonés y el franco suizo.

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, también destacó los riesgos de una desaceleración en China en el corto plazo que puedan afectar la economía de Estados Unidos, luego de que el banco central mantuvo el miércoles sus tasas de interés sin cambios.

Cabe recordar, que menores tasas en Estados Unidos presionan al dólar y a los rendimientos de los bonos del Tesoro, aumentando el atractivo del oro y otros activos que no rinden intereses.