Los precios del metal dorado cayeron el viernes tras registrar en la sesión previa su mayor declive diario en dos semanas, dado que el impulso de un dólar más débil fue anulado por el avance en Wall Street.

El oro al contado perdió 0.1%, a 1,290.71 dólares la onza. Los futuros del oro en Estados Unidos cerraron con un alza de 0.1%, a 1,295.2 dólares por onza.

El metal había caído bajo el nivel psicológico clave de 1,300 dólares el jueves, cuando tocó un mínimo de una semana por las fuertes alzas del dólar.

Las acciones en Estados Unidos repuntaron el viernes cerca de máximos récord, luego de que J.P. Morgan, el mayor banco del país, reportó sólidos resultados para el primer trimestre.

El Índice Dólar cedió 0.2% frente a sus principales rivales, camino a su primer declive semanal en cuatro semanas, lo que impedía un mayor descenso del lingote.

De los otros metales, la plata bajó 0.1%, a 14.94 dólares la onza; el platino ganó 0.1%, a 888.11 dólares, y el paladio avanzó 0.6%, a 1,373.02 dólares.

En lo que va del año, el precio del metal dorado refleja una ligera pérdida de 0.62%, desde los 1,298.70 dólares al precio de cierre del viernes.