La Bolsa de Valores de Tokio cerró este viernes con una ligera alza ante la debilidad renovada del yen frente al dólar estadunidense, después de que el Banco de Japón anunciara que llevará a cabo una operación de compra de bonos.

La debilidad del yen levantó el ánimo de los exportadores y alivió las ganancias de las empresas nacionales en el extranjero, dijeron los corredores.

Los inversores cazaron gangas después de que el Nikkei cayó por debajo de 19,000 puntos (en la sesión de la mañana) , dijo Maki Sawada, vicepresidente de Nomura Securities Co.

Al cierre de la jornada bursátil, el principal indicador, el Nikkei de 225 acciones, ganó 3.62 puntos (0.02%), al ubicarse en 18,918.20 unidades.

El segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, subió 4.58 puntos (0.30%), para ubicarse en 1,514.99 unidades.

En tanto, los mercados chinos reanudaron este viernes sus operaciones después de las fiestas del Año Nuevo lunar y del Festival de Primavera. El referencial CSI300 de las principales acciones que cotizan en los mercados de Shanghai y Shenzhen retrocedió 23.47 puntos, un 0.69%, al ubicarse en 3,364.49 unidades.

El Shanghai Composite Index perdió 19.00 puntos (0.60%) para cerrar en 3,140.17 unidades. A su vez, el Shenzhen Component registró una caída de 47.21 puntos (0.47%) para ubicarse en 10,004.84 unidades, informó la agencia Xinhua.

erp