El índice Nikkei de Japón subió este viernes, respaldado por acciones de gran capitalización como las de Tokyo Electron y Fast Retailing, pero las ganancias fueron limitadas debido a la cautela después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, canceló una cumbre con el líder norcoreano.

No obstante, las acciones vinculada a la defensa atrajeron compras por la especulación de que las tensiones geopolíticas puedan aumentar.

El promedio de acciones de Nikkei cerró con un alza de 0.1%, a 22,450.79 unidades. En la semana, el índice perdió un 2.1%, su primer declive semanal en nueve semanas.

El índice más amplio Topix cayó un 0.2%, a 1,771.70 puntos.

Las acciones de gran capitalización tuvieron un desempeño impar. Las de Tokyo Electron subieron un 1.7% y las de Fast Retailing un 0.9%, mientras que las de fabricantes de automóviles siguieron cayendo por temores a los nuevos aranceles de los Estados Unidos.

Los títulos de Toyota Motor Corp cayeron un 1.3% y los de Subaru Corp, un 1.1 por ciento.

Los débiles precios del petróleo pesaron sobre las acciones vinculadas a materias primas. Los papeles de la minera Inpex bajaron un 2.8% y los de Japan Petroleum Exploration Co, un 4.8 por ciento.

En tanto, los títulos del fabricante de equipos de defensa Ishikawa Seisakusho ganaron un 5.5%, los de Howa Machinery, un 3.2%, y los del fabricante de dispositivos de protección de la salud Shigematsu Works , un 2 por ciento.

En una carta a Corea del Norte emitida por la Casa Blanca, Trump canceló la cumbre del 12 de junio, citando "tremenda ira y abierta hostilidad" en una declaración reciente de Pyongyang. La cancelación se produjo incluso después de que Corea del Norte cumplió con una promesa de volar túneles en su sitio de ensayos nucleares.

erp