El índice Nikkei de la bolsa de Tokio alcanzó su mejor nivel de cierre en tres meses el jueves, invirtiendo unas pérdidas anteriores, por compras en exportadores que se habían debilitado por la subida del yen.

El Nikkei cerró con un alza de 46.38 puntos, un 0.51%, a 9,178.12 unidades.

Los mercados mundiales subían el jueves por la esperanzas de que se avecina una gran ayuda para la economía mundial, después que la Reserva Federal indicase la posibilidad de dar un mayor estímulo a la economía estadounidense y un bajo índice del sector manufacturero en China provocase conjeturas de que Beijing tomaría acciones para impulsar su economía.

Las bolsas europeas subieron en el inicio de las transacciones, en momentos en que el primer ministro griego Antonis Samaras continuó su ofensiva diplomática para convencer a los líderes europeos a que le den más tiempo para revivir su endeudada economía. Los inversionistas van a estar muy atentos a los reportes de actividad manufacturera en Europa el jueves para determinar si el optimismo está justificado.

El índice FTSE 100 de Gran Bretaña subió 0.3%, hasta 5,789.45 puntos. En Alemania, el DAX subió 0.2%, hasta 7,030.45 puntos y el CAC 40 francés ganó 0.2%, hasta 3,468.63.

Las acciones estadounidenses parecían también encaminadas a un alza. El Dow Jones estaba arriba 0.2%, hasta 13,178 puntos; mientras que el S&P 500 ganaba 0.1%, hasta 1,414.30 puntos.

Los inversionistas fueron alentados por actas de la última reunión de la Fed, que mostraron que miembros de su Comité del Mercado Abierto están a favor de nueva smedidas para ayudar a la economía estadounidense, a menos que ocurra un fortalecimiento substancial.

Los mercados asiáticos tomaron bien las noticias.

RDS