Las acciones de Netflix perdieron el lunes 14%, hasta 344.34 dólares, en operaciones al cierre de mercado en Wall Street, tras no cumplir las previsiones de crecimiento de suscriptores en el trimestre cerrado en junio.

La compañía estadounidense de video en streaming sumó 4.47 millones de nuevos abonados internacionales, 8% más, pero por debajo de los 4.97 millones que esperaba Wall Street.

En Estados Unidos, logró 670,000 nuevos suscriptores, muy por debajo de la previsión de los analistas, que esperaban 1.19 millones de nuevos abonados.

“Hemos tenido un trimestre sólido pero no estelar”, reconoció Netflix en su carta a los accionistas. La compañía cerró junio con 130 millones de abonados en todo el mundo tras añadir 5.2 millones de suscriptores, la misma cifra que logró sumar en el segundo trimestre de hace un año, pero 1 millón por debajo de las previsiones de la propia compañía de video en streaming.

Facturación y utilidad

La facturación, utilidad y margen se situaron en línea con las previsiones. Así, la compañía de video en streaming registró una utilidad neta de 384 millones de dólares, frente a los 65.6 millones del mismo periodo del año previo.

La facturación creció 40.3%, hasta 3,910 millones de dólares, ligeramente por debajo de los 3,940 millones que esperaba Wall Street.

La compañía registró un flujo de caja negativo de 559 millones de dólares, frente a los 608 millones de dólares de hace un año, debido a sus elevados gastos.

El servicio de video en streaming tiene un alto presupuesto para comprar y producir contenido como fórmula para sumar abonados. Este año, Netflix se gastará 8,000 millones de dólares en contenido. Además, ha presupuestado 2,000 millones de dólares en marketing.

La plataforma dirigida por Reed Hastings prevé sumar durante el tercer trimestre 5 millones de nuevos abonados (frente a los 5.3 millones del mismo trimestre del año previo), de los que 650,000 serán en Estados Unidos, y 4.35 millones en el resto de mercados en los que está presente.

Antes de la caída de la acción de este lunes en el cierre prolongado de Wall Street, Netflix era la gran estrella bursátil en la Bolsa de Nueva York, tras haber duplicado su valoración desde enero hasta rozar casi los 180,000 millones de dólares.

La empresa ha repuntado en lo que va del año 108.63% desde los 191.96 a los 344.34 dólares por unidad en la Bolsa de Nueva York.