La mezcla mexicana de petróleo rompió con su racha negativa de la última semana, al avanzar 3.55 dólares respecto a su cotización previa, para venderse este lunes en 104.70 dólares por barril.

En el mercado internacional los crudos de referencia finalizaron la sesión con alzas generalizadas, después de cinco días con pérdidas, impulsados por compras de oportunidad, además de un salto en los precios de las gasolinas en Estados Unidos.

En la sesión, el Brent subió más de seis dólares por barril y el marcador estadounidense West Texas Intermediate (WTI) superó los 100 dólares por tonel.

apr