En este cierre de jornada de inicio de semana, el petróleo mexicano de exportación finalizó con una ganancia de 67 centavos de dólar, en comparación con la sesión del viernes pasado, y se ofertó en 67.50 dólares por barril, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

De acuerdo con Banco Base, las principales mezclas de petróleo finalizaron la sesión con ganancias ante el constante incremento en la incertidumbre geopolítica, lo cual alimenta la expectativa de que la oferta de crudo a nivel global continuará disminuyendo.

La incertidumbre geopolítica aumentó luego de que las elecciones en Venezuela llevadas a cabo durante el fin de semana fueran consideradas ilegítimas por varias de las principales economías del mundo, incluyendo Estados Unidos, la Unión Europea, Canadá, México y Brasil, entre otros, e incrementó la posibilidad de que Estados Unidos y la Unión Europea apliquen sanciones al país.

Se espera que esas sanciones sean dirigidas a la industria energética de esa nación, las cuales tienen el potencial de incrementar la crisis económica del país y reducir hasta un millón de barriles diarios (mbd) la producción de crudo venezolano.

Las tensiones geopolíticas también se dieron ante la expectativa de que las sanciones de Estados Unidos contra Irán sean superiores a las antes esperadas, debido a que el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, amenazó con sanciones aún más severas contra el gobierno iraní, las "más fuertes en la historia cuando estén completas", dijo.

Ante este escenario, el crudo tipo West Texas Intermediate (WTI) avanzó 96 centavos y cotizó en 72.24 dólares por barril, mientras que el Brent ganó 71 centavos y se ofreció en 79.22 dólares el tonel.